El proceso de confección de la cerveza

La historia de la cerveza y su proceso se remonta a los antiguos egipcios, las recetas proceden de escritos sumerios. La industria de la cerveza claramente se originó y formó parte activa de la economía Occidental.

Existen lugares históricos, como es el caso de Weihenstephan, que aun cultivan el arte cervecero.

Los seis ingredientes básicos que intervienen en el proceso son: Malta, Agua, Lúpulo, Levadura, Grits y Azúcar.

 

A continuación, una leve descripción de cada uno de los procesos:

Malta

Es la primera fase para la elaboración de la cerveza, empleando bodegas especiales, es considerado de vital importancia.

Se puede emplear cualquier tipo de cereal, el objetivo es obtener el almidón y las enzimas que permiten convertirlo en azúcares (maltosa).

Para lograr esto se hacen germinar los granos hasta que el brote comienza a consumirlo, en este momento se interrumpe el proceso. El malteado del cereal afecta a muchas propiedades de la cerveza final, como el color.

Se puede emplear cualquier tipo de cereal.

Mezcla/Maceración

Una vez obtenida la malta,  ésta se tritura y se mezcla con agua caliente para extraer sus azúcares naturales mediante procesos enzimáticos bioquímicos.

La duración y la temperatura de este proceso dependerá de cada productor y del estilo de cerveza que se vaya a hacer.

En esta fase se decide la fuerza de la futura cerveza, dependiendo de la cantidad de malta empleada, que dará más o menos azúcares para ser transformados en alcohol durante la fermentación.

La cantidad de alcohol será decisiva para dar más o menos cuerpo a la cerveza.

La duración y la temperatura de este proceso dependerá del estilo de cerveza.

Ebullición/Lupulización

Una vez limpio, el mosto se lleva a una caldera, donde se hierve junto con el lúpulo, que le dará el amargor y aroma típico de la cerveza. Dependiendo de la cantidad y de la variedad de lúpulo que se utilice, la cerveza tendrá un mayor o menor amargor y aroma.

Según la variedad de lúpulo, la cerveza tendrá su amargor y aroma.

 

Clarificación del mosto y enfriamiento

A continuación, es necesario separar las partículas que se coagularon durante la ebullición. Este proceso, se realiza normalmente por medio de movimiento centrípeto del mosto dentro de los tanques,para arrastrar las partículas sólidas hacia el centro y hacia el fondo.

Después de haber hervido el mosto, hay que enfriarlo y prepararlo para que tenga la temperatura adecuada para la fermentación.

Luego de la ebullición la cerveza debe enfriarse para que las levaduras hagan su trabajo.

 

Fermentación y maduración

El mosto se lleva al tanque de fermentación y se añaden las levaduras para que comience el proceso. El mismo consiste en la transformación de los azúcares del mosto en alcohol y anhídrido carbónico.

Según el tipo de fermentación que se produzca se obtendrán cervezas pertenecientes a una de las dos grandes familias de cervezas existentes: ale y lager.

Según el tipo de fermentación se obtendrán cervezas ale y lager.

 

Acabado

Una vez acabado el proceso de maduración, y antes de ser envasada, la cerveza puede filtrarse para eliminar los residuos, después se embotella o se pone en barril.

Las cervezas que hayan tenido una segunda fermentación en la botella pueden contener en el fondo de la misma un depósito de levadura o sedimento.

Para no enturbiar la cerveza, habrá que tener cuidado al servirla.

 

La deliciosa cerveza que todos tomamos es el producto final.

FUENTES

https://www.cervezasdelmundo.com/pages/index/proceso-de-elaboracion

https://es.wikipedia.org/wiki/Elaboraci%C3%B3n_de_cerveza

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.